Update CMP
Revista » Pruebas de motos


Buscar por Scooters Buscar por motos naked Buscar por motos Sport Buscar por motos Custom Buscar por motos Trail Buscar por motos OFF Road
Buscar en la revista de motos Buscar en esta sección:
Lo más visto
Lo más comentado
Lo mejor valorado





Disminuir letra Aumentar letra | Imprimir | RecomendarEnvía | Hacer comentarioComenta
Comparte:
Compartir en Facebook Compartir en Delicius Compartir en Meneame

Fotos relacionadas

+ Ver todas las fotos

Vídeos relacionados



Triumph Tiger 1050 - Test Portalmotos

Floren Floren | Colaborador habitual
Más de 35 años en moto, fundador de Portalmotos y otros proyectos similares, probador de motos durante mucho tiempo, las grandes rutas son mi pasión. Me gustan todas las motos y hablar con transparencia.

16/06/2008
Triumph Tiger 1050 - 2008/Triumph tiger 1050 test
Apta para todo tipo de asfalto y carreteras, combina deportividad con capacidad de ruta de forma magistral. Consumo reducido, sirve lo mismo para los fines de semana que para atravesar el país. Una moto con personalidad propia y dificil de catalogar.
Lo primero de todo que os quisiera comentar, es que no tengo claro como catalogar a esta moto. Por su aspecto parece una Trail y algunos medios de prensa la reconocen así, pero si os fijais en sus neumáticos y desde luego en su comportamiento en carretera, puedo afirmar con absoluta rotundidad, que no lo es. Su motor tricilíndrico con 105 CV de potencia la apróxima a las deportivas de media cilindrada o a las Sport Turismo que sobrepasan los 800 cm3. Creo que es ahí donde hay que encuadrarla, en el segmento de las motos que te permiten realizar viajes sin dejarte los riñones y las muñecas en el mismo, pero que te permiten alegrías si el cuerpo te lo pide, coger alguna curva tumbando sin miedo y con la seguridad y el aplomo que transmite el chasis de esta moto.
Por lo tanto voy a contaros como es esta máquina desde el análisis de una Sport Turismo o quizás mas bien, como las Naked semicarenadas que están muy enfocadas hacia realizar grandes y largas rutas, comparable con la Honda CBF 1000, la Kawasaki Versys, o la Yamaha TDM 900 por poner algunos ejemplos.
 
 

Triumph Tiger 1050

 
 
A primera vista la moto es grande, no tanto como una BMW 1200 GS, o una Honda Varadero, pero mas que una Kawasaki Versys o que la CBF de Honda. La altura del sillín es de 835 mm (10mm. mas que la Yamaha TDM e incluso algo mas que la Honda CBF 1000), para mi que mido 1.80 mts es perfecta, los mas bajitos tendreis problemas como en todas las motos de estas características. Los acabados son de muy buena calidad, la estética es original y agresiva. El frontal me recuerda al de la Honda CBR 600F, los focos "atigrados" y el conjunto del carendado frontal se asemeja a la cabeza de una avispa. La cúpula no es regulable y su altura no es la apropiada para cubrir a personas como yo, en carretera pudimos comprobar que la protección es mejorable, y aunque no es un punto fuerte de la moto, cumple. Lo bueno es que Triumph dispone de una cúpula opcional mas touring.
 
 

Triumph TigerEl cuadro de instrumentos en la línea de Triumph, mucha información y bien presentada. Aunque hemos echado de menos detalles como el indicador de marcha engranada, termómetro de temperatura exterior o la posibilidad de poder cambiar el modo de visualización de datos mediante un botón en la piña de mandos, opciones que otras Triumph si contemplan. Lo cierto es que puedes consultar consumo medio, dos cuentakilómetros parciales, gasolina que queda en el depósito, temperatura del motor, kms que puedes recorrer hasta vaciar el depósito, reloj y luego todo lo usual como indicador de punto muerto, etc. En el vídeo, al final, podeis ver las diferentes funciones del cuadro. Lo malo, insisto, es que tienes que detener la moto para realizar cualquiera de estas consultas. Ya sé que esto es así es la mayoría de las motos, pero Triumph ofrece esta posibilidad en otros modelos y aquí lo hemos echado de menos.

 
 
El depósito es de metal, esto que parece una tontería, no lo es, nos permite poner una bolsa sobredepósito con imánes encima, sin inventos ni artilugios como cintas y demás enredos. Atrás colgamos sin problemas unas bolsas de viaje tipo alforjas, aunque Triumph pone a nuestra disposición y como opción unas maletas a juego.
 
 Cuando te subes a la Tiger, no dá sensación de ser una moto aparatosa o complicada de manejar por su tamaño, y en realidad es así, la moto se lleva con facilidad, tiene buen ángulo de giro en la dirección y en parado se mueve bien, su peso de 200 kgs, 20 de ellos son la capacidad del depósito, que por cierto ofrece una autonomía sensacional. Puedes hacer mas de 250 kms sin que se encienda la luz de aviso de la reserva, y después de eso, indica que todavía puedes hacer unos 70 kms mas. En total hemos comprobado que después de 314 kms todavía nos indicaba que podiamos rodar 24 kms mas. ¡¡Impresionante!!
 
El espejo izquierdo ofrece muy buena visibilidad en todas las circunstancias, pero el derecho, por mas que le hemos colocado en todas las posiciones posibles, no hemos conseguido obtener el mismo resultado, se ve bien si vas solo, pero si vajas con pasajero, se pierde mucha visibilidad, por cierto, no tiemblan en ningún momento. Los mandos están bien dispuestos, el tacto del freno delantero es poco progresivo a poca velocidad, pero a ritmo de marcha, rapidamente le coges el tacto, muy eficaz y potente. El trasero, fundamental en una moto de este tipo, donde es habitual rodar con pasajero, se calienta con relativa facilidad, quizás sea por mi forma de conducir cuando llevo alguién atrás, que apenas utilizo el freno delantero para facilitar el comfort de este, puede tratarse de un abuso del freno por mi parte, pero lo hago así desde hace años y hasta ahora no me había encontrado con los calentones en el disco trasero que he percibido en la Tiger.
 
El motor es de nota, empuja desde abajo, característica de todas las Triumph, los bajos cumplen de sobra y arriba ni te cuento, se alimenta por inyección secuencial multi-punto. Claro que sabiendo que es heredado de la Speed Triple esta todo dicho Las marchas son largas, todas sin excepción, recupera perfectamente incluso desde las 2000 vueltas. Sin sobresaltos ni tirones, la aceleración es lineal y progresiva. Con pasajero o viajando solo, el motor no defrauda y te permite rodar a ritmos de motos deportivas, quizás sin el tirón de estas últimas, pero bien llevada, no tendrán que esperarte tus amigos mas "kemaos". La salida en parado es con poderío.
Ya en carretera, la cúpula, que no es regulable, queda demasiado baja para alguién de mi estatura, es verdad que hemos rodado toda la ruta a velocidades legales, apenas en contadas ocasiones hemos pasado de los 130 kms/h, pero cuando lo hemos hecho, el viento y el ruído hacían mella en nuestros cascos, en el del piloto y el del pasajero, y francamente, no pensaba que en esta moto tuviera que agacharme para protegerme del viento. El pasajero va sentado en un trono, demasiado alto, a pesar de esto, los asientos son muy comfortables, Triumph ofrece el asiento de gel como opción, nosotros no lo hemos echado en falta, el asa trasero se agradece, así como la goma de los cuatro estribos, si la moto vibra algo, estas gomas lo acaban de absorber. Hemos probado la Tiger en un viaje de 1100 kms , y después de cada tramo, tanto mi pasajero como yo seguíamos frescos. Pero si hay algo que merece mención especial son el chasis y la suspensión.
 
El chasis esta muy conseguido, es una fundición de aluminio de doble viga, permite y soporta todo tipo de conducción, no la hemos metido en un circuíto, pero apuesto a que esta moto hace unos tiempos envidiables en cualquier pista, es muy intuitiva, sencilla de llevar, no da sustos y la potencia es aprovechable al 100%, puedes acelerar a las salidas de las curvas sin temor, el chasis soporta los "apretones" del puño de gas con la misma confiabilidad de una Yamaha R1, mantiene la trazada correctamente y no da tirones de atrás a pesar de la tracción. La suspensión con el tarado de fábrica es algo blanda, pero no la quisimos tocar, absorbe de maravilla, da lo mismo que ruedes por grava que por una carretera llena de baches o atravieses un pueblo lleno de badenes de hormigón. Se puede regular practicamente todo en ella, recomiendo no tocarla, viene preparada para cualquier uso, excepto si la metes en circuíto.
En carreteras reviradas y en mal estado, es la reina, ni la trailera mas potente podrá con ella, eso si, siempre y cuando no encontremos arenilla en el asfalto. A la menor presencia de arenilla o similar, la moto derrapa que da gusto, sobretodo de atrás. Pero si el asfalto esta limpio, aunque este en pésimo estado, la moto es absolutamente estable. La suspensión se traga lo que se encuentre, tu cuerpo no se resiente y el comportamiento es el mismo que en carreteras con buen asfalto. Adelante lleva horquillas invertidas Showa de 43mm totalmente ajustables y dos discos de 320mm para detenerla. Atrás un mono-amortiguador Showa también ajustable.
Desconocemos su velocidad punta real, la verdad es que nos interesaba muy poco conocer este dato, es una rutera y nos hemos centrado, como podeis leer, en otras cosas que consideramos mas interesantes.
El escape lleva un protector que cumple con su cometido, imaginaros que hemos llevado nuestras bolsas de viaje en permanente contacto con esta pieza, y ni un solo calentón, mucho menos una quemadura en las alforjas.
 
En definitiva, hablamos de una moto dificil de catalogar, que combina prestacciones y comportamiento deportivo con una excelente capacidad rutera. No podrás meterla por caminos de tierra y hay que tener cuidado en asfaltos con arenilla, pero a cambio disfrutarás de muchos kilómetros sin repostar, gozando de la carretera sin importar su estado, salir los fines de semana con tus amigos mas deportivos, atravesar el país o moverte por la ciudad sin problemas. Mejorable la posición del pasajero, el freno trasero, la protección aerodinámica y poca cosa mas. Eso si, sigo sin saber en que tipo de moto me he subido ¿Una trail, una deportiva, una turismo, una...?
 
Triumph pone a tu disposición muchos accesorios para esta moto: Maletas con colores combinados, pantalla touring (Que recomendamos), cubremanetas, bolsa sobredepósito, asiento de gel, caballete central, etc.
 
Ficha técnica Triumh Tiger 1050 - 2008
Motor
Tipo 3 cilindros en línea, eje equilibrador, refrigeración líquida
Distribución DOHC, 12 válvulas
Cilindrada 1.050cc
Pot. máx. Decl. 115PS a 9400rpm
Par. máx. Decl. 100Nm a 6250rpm
Alimentación Inyección secuencial multi-punto; cuerpo mariposas de una pieza
Transmisión
Embrague 10 discos en baño de aceite
Cambio 6 velocidades
Transmisión Cadena (anillo X)
Chasis
Tipo Doble viga de aluminio fundido; basculante de aleación de aluminio de doble lado
Suspensiones
Delantera Horquillas invertidas de 43 mm con ajuste de precarga, y amortiguación de compresión y extensión con recorrido de 150mm
Trasera Mono-amortiguador con ajuste de la precarga, compresión y extensión con recorrido de 150mm
Ruedas
Delantera 120/70 ZR 17
Trasera 180/55 ZR 17
Dimensiones y Frenos
Longitud Total 2.110 mm
Altura asiento 835mm
Dist.entre ejes 1.510 mm
Freno Delant. Doble disco de 320 mm, pinzas radiales de 4 pistones Nissin
Freno Tras. Disco de 255 mm, pinzas de 2 pistones Nissin
Depósito 20 litros
Peso en seco 198kg

Precio aprox.
10.790
ABS: 11.490
2 años de garantía mano de obra y piezas.
 
 
 


Vestuario de la prueba
Todas las pruebas se realizan con vestuario adecuado para el uso de la moto. Nuestros sponsors son empresas reconocidas y con productos de calidad.
  • Cascos: Lem - Cascos con una excepcional relación precio/calidad. Asequibles a todos los bolsillos.
  • Monos de cuero: Racing Boutique - Importador de vestuario y accesorios para el motorista, productos recomendados.
  • Vestuario urbano: Tucano Urbano - Vestirse con ropa "normal" y adecuada para ir en moto es posible con este fabricante.
  • Guantes : Nosolomoto - Importador de vestuario y accesorios, precios sin competencia.
  • Botas: Motokeros - Tu tienda en Galicia e Internet, primeras marcas y sin pagar de más.
  • La seguridad se la encargamos a Luma, empresa conocida por todos y de reconocido prestigio.
 
 
Compartir en Facebook Compartir en Delicius